Scroll to top

Miércoles 17 de Enero


No comments

Ninguno de ellos sabía hablar judío

Neh. 13:24

No entender la Biblia en el idioma de la congregación puede poner en peligro nuestra salud espiritual. En el siglo quinto antes de nuestra era, a Nehemías le preocupó enterarse de que los hijos de algunos judíos que habían regresado de Babilonia no sabían hebreo. Como no entendían por completo la Palabra de Dios, estaban perdiendo su identidad como siervos de Jehová (Neh. 8:2, 8). Algunos padres que sirven en congregaciones de otro idioma han visto que sus hijos no tienen tanto interés por la verdad como antes. ¿Por qué? Al leer en otro idioma, puede que la verdad no nos llegue tanto al corazón como si lo hiciéramos en el nuestro. Además, no poder comunicarnos bien en otra lengua puede agotarnos mental y espiritualmente. Por tanto, aunque deseemos servir a Jehová en una congregación de un idioma extranjero, debemos cuidar nuestra salud espiritual (Mat. 4:4). w16.10 2:4-6

Related posts

Post a Comment